902.367.710 hola@cibaria.net
¿Cómo fermentar vegetales? ¿Para qué?

¿Cómo fermentar vegetales? ¿Para qué?

Hace tiempo, a nuestros seguidores del newsletter, les había contado mi primera experiencia con los fermentados, y ahora que ya sé un poco más sobre el tema os quería explicar como hacerlo paso a paso.

Estas navidades tras un tratamiento de antibióticos el médico me recomendó tomar probióticos, así que, he vuelto a fermentar vegetales, una manera muy sencilla de conseguir probióticos naturales y prevenir infecciones. Os voy a contar paso a paso cómo fermentar y por qué son tan buenos para la salud.

¿Qué son los probióticos y por qué nos ayudan?

Son bacterias vivas y levaduras que viven en nuestro cuerpo, y que son buenas para la salud, especialmente para la del sistema digestivo. Aunque al escuchar bacterias pensemos en la causa de las enfermedades, en este caso, su significado es totalmente opuesto: son bacterias que ayudan a mantener nuestro cuerpo saludable. Poseen numerosos beneficios:

  1. Combatir y prevenir enfermedades intestinales como colitis, síndrome del intestino irritable, enfermedad de Crohn e inflamación intestinal;
  2. Combatir enfermedades como cáncer, candidiasis, hemorroides e infección urinaria.
  3. Mejorar la digestión y combatir la acidez;
  4. Combatir el estreñimiento y la diarrea, regulando el tránsito intestinal;
  5. Aumentar la absorción de nutrientes, como vitamina B, calcio y hierro;
  6. Fortalecer el sistema inmunológico, por aumentar la producción de células de defensa llamadas macrófagos;
  7. Impedir la proliferación de bacterias malas en el intestino;
  8. Ayudar a digerir la lactosa, especialmente en personas con intolerancia a la lactosa;
  9. Prevenir problemas como obesidad, colesterol alto e hipertensión;
  10. Prevenir alergias e intolerancias alimentarias.

PASOS

1. Escoge los ingredientes

Se pueden hacer con cualquier verdura o fruta pero yo los últimos los hice de zanahoria con remolacha y de repollo morado o lombarda.

2. Cortar, lavar y amasar

Corta en trozos pequeños la verdura y busca un bote, más o menos como los de la foto de arriba. Ten en cuenta que tiene que quedar la verdura bastante prensada.

3. Preparación de la salmuera

Yo utilice la siguiente medida 20 gramos de sal por cada litro de agua, pero la cantidad de sal puede ser al gusto. Cuanto más sal quedarán más crujientes.

4. Mete la verdura en los botes

Introduce la verdura previamente lavada en un bote y apriétala un poco con un mortero e introduce la salmuera preparada previamente. Durante 2-3 días puedes usar papel de cocina para tapar el frasco o ponerle la tapa encima, sin enroscar, así entrará aire y fermentará antes. Pasados los 2-3 días empezará a soltar un fuerte olor (¡es bueno!) y ya puedes cerrarlo herméticamente.

5. ¡A esperar!

Espera como mínimo una semana y estarán listos para comer, no te preocupes si te pasas con la cantidad porque no se estropea, a mi todavía me queda desde el día de año nuevo y siguen igual de buenos!

¿Con qué comerlos?

Yo los suelo echar a la ensalada porque le quedan genial, pero también se pueden comer solos!!

¡Disfrútalos!

Deja un comentario

Menú de cierre